primer día de gimnasio después de un pequeño parón (15 años?!)

Ya ni me acordaba ni de cómo era. El caso es que ha sido todo un éxito, aunque no he durado mucho como era de esperar. Aún así, como yo había ido la semana pasada a ver al amigo este que tiene el gimnasio para comentarle el por qué quería apuntarme, todo fue muy controlado pero efectivo. Como sé lo que hay, estoy a sus órdenes y seguí las instrucciones al pie de la letra (ya dije una vez en este blog que soy buen paciente, aunque no lo parezca). La primera sesión consistió en 30 min. de bicicleta estática, 15-20 min de ejercicios abdominales y lumbares, 15-20 min de máquinas (hombros y parte superior del pecho) y 10 min de agua.

La bicicleta es la polla: tiene una pantalla táctil en la que seleccionas el escenario, el nivel de dificultad y más cosas, y tiene unos sensores en el manillar que te calculan el ritmo cardíaco. Yo ni toqué la pantalla, me seleccionó Joaquín los parámetros y adelante. Salía la imagen de una montaña y la ibas subiendo, pero a los dos minutos dejé de mirar la pantalla porque me estaba volviendo loco, no sabía si mirar la montaña, el circulito que se movía a medida que ibas haciendo el recorrido, el ritmo cardíaco, la revoluciones o el espejo que tenía delante. O sea que media hora pedaleando mirando la moqueta (es azul). Los abdominales bien, pero al final un dolor de la ostia, parecía que me iba a salir el alien. Recordaba que los hacías en el suelo, pero no. Se hacen sobre una bola enorme de goma. No lo acabo de entender porque estás ahí balanceándote un poco en cada movimiento. Igual ahí está el truco. Las máquinas también bien, pero no pude completar todas las series, me faltaba fuerza. Andreu me corregía los movimientos y me decía "si no acabas, tranquilo". El hombre tiene unos brazos que son de grandes como mis piernas. He de suponer que de esto sabe, así que, efectivamente, estuve tranquilo. El agua … bajo un chorro gordo de agua a 30º se está de puto lujo! Gran final. Eso sí, después un hambre que te cagas.

Pues esto todos los lunes y jueves.

Y de verdad que no está nada mal. Si podeis hacerlo de vez en cuando lo aconsejo: esta mañana me sentía muy bien. Tampoco hace falta apuntarse a ningún sitio, porque hay gente que nunca en la vida ha pisado un gimnasio y levanta troncos de aquí hasta allá de grandes (lo he visto). Pero lo del ejercicio en general es interesante. Hará falta ver cómo reacciona el cuerpo después del próximo pequeño periodo de excesos (controlados).

Leer o publicar comentarios | Enviar a un amigo

Acerca de sr. juandó

DISCOS JUANDÓ c/ LLUNA, 27 08001 BARCELONA tel 935540998 email discosjuando@hotmail.com horario LUNES a SABADO de 10:30 a 14:00 y de 16:30 a 20:30
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s